Seguidores

sábado, 18 de marzo de 2017

Nos cambiamos !!!!!!!!

Nos cambiamos!!!!!!

Esta vez quería algo que me "identificara", que fuese más YO, hace mucho que no escribo en el blog. lo se... 😢 y es que con mi enfermedad que padesco hace 8 años, mi inestabilidad física y emocional sumado a problemas personales y familiares (que nadie está exento de pasar por ello), no me animaba a publicar. Además, no me digan que no, a quien no le ha pasado que se quedan sin ideas para publicar?, pues eso también influyó. Por consiguiente, lo "nueva", "principiante" o "novata" para escribir un blog, no sabía hacia donde iba enfocado, pues sólo pensé en compartir poemas, frases, historias que me gustaran, pero indagando por la web fuí buscando y buscando blogs que me gustaran de acuerdo a lo que consideré interesante.

Esta vez, fuí por algo distinto, el gusto de compartir acerca de mis hobbies (SCRAP & MANUALIDADES), y tal vez, algo "interesante" que contar en mi vida aburrida y monotóna de alguien enferma y aburrida.😝 


Te invito a mi nuevo blog: La vida de Estrellitha




lunes, 25 de julio de 2016

Ángeles del camino

Nuevamente con una historia de amor por aquí, les presento una historia maravillosa llena de espíritu y fé. 
( *Recordando como siempre y como he hecho saber, las historias, frases y relatos que se publican en mi blog, son exclusivamente extraídas de la web. )


Diane, una joven estudiante cristiana de la universidad, estaba en casa por el verano. Fue a visitar algunos amigos en la noche y por quedarse conversando se le hizo muy tarde, más de lo que había planeado y tuvo que caminar sola a su casa. No tenía miedo porque vivía en una ciudad pequeña y vivía solo a unas cuantas cuadras del lugar.

Mientras caminaba a su casa, pidió a Dios que la mantuviera salvada de cualquier mal o peligro. Cuando llegó al callejón que le servía como atajo para llegar a su casa, decidió tomarlo. Sin embargo cuando llegó a la mitad, notó a un hombre parado al final del callejón y se veía como que estaba esperando por ella. Fue un momento terrible... Luego en ese preciso momento...

Diane se puso nerviosa y empezó a rezar a Dios por protección. Al instante un sentimiento de tranquilidad y seguridad la envolvió, sintió como si alguien estuviera caminando con ella; llegó al final del callejón y caminó justo en frente del hombre pero no pasó nada y llegó bien a su casa.

Al día siguiente, leyó en el periódico que una chica había sido violada en aquel mismo callejón unos 20 minutos después de que ella pasara por allí.

SSintiéndose muy mal por esa tragedia y pensando que pudo haberle pasado a ella, comenzó a llorar dando Gracias a Dios por haberla cuidado y le rogó que ayudara a la otra joven.
Decidió ir a la estación de policía, pensó que podría reconocer al hombre y les dijo su historia.
El policía le preguntó si estaría dispuesta a identificar al hombre que vio la noche anterior en el callejón, ella accedió y sin dudar reconoció al hombre en cuestión. Cuando el hombre supo que había sido identificado, se rindió y confesó
El policía agradeció a Diane por su valentía y le preguntó si había algo que pudieran hacer por ella y ella le pidió que le preguntaran al hombre
por qué no la atacó a ella cuando pasó
por el mismo callejón.
Cuando el policía le preguntó al hombre el contestó: “Porque ella no estaba sola, había dos hombres altos caminando uno a cada lado de ella”
¿Moral de la historia?
No subestimes el poder de una oración.
Da escalofríos verdad?
Para todos ustedes que significan algo muy querido para mi, les deseo la paz y júbilo de Dios.
La vela del amor, esperanza y amistad.

domingo, 17 de agosto de 2014

Mi ángel



Un niño que estaba por nacer, le dijo a Dios.
Me vas a enviar mañana a la tierra; pero, ¿como viviré tan pequeño e indefenso como soy?
Entre muchos Ángeles escogí uno para ti, que te esta esperando: el te cuidara.
Pero dime: aquí en el cielo, no hago mas que cantar y sonreír, eso basta para ser feliz.
Tu Ángel te cantara, te sonreirá todos los días y tu sentirás su amor y serás feliz.
Y ¿como entender cuando la gente me hable? si no conozco el extraño idioma que hablan los hombres.
Tu Ángel te dirá las palabras más dulces y más tiernas que puedas escuchar, y con mucha paciencia y cariñote enseñara a hablar.
Y, ¿Que hará cuando quiera hablar contigo?
Tu Ángel te juntara las manitas y te enseñara a orar.
He oído que la tierra hay hombres malos ¿Quien me defenderá?
Tu Ángel te defenderá aun a costa de su vida.
Pero estaré siempre triste porque no te veré más señor.
Tu Ángel te hablara de Mi y te enseñara el camino para que regreses a mi presencia, aunque; Yo siempre estaré a tu lado.
En ese instante, una gran paz reinaba en el cielo pero ya se oían voces terrestre, y el niño presuroso, repetía suavemente:
Dios Mío, si ya me voy, dime su nombre, ¿Cómo se llama mi Ángel?
Su nombre no importa, tu le llamaras “Mamá”.

domingo, 10 de agosto de 2014

Tag Mixed Media "Estaciones".

Tutorial: Tag "Primavera"

Este es un evento que organiza Carolina ArteScrap , las invito a conocer su blog http://carolinartescrap.blogspot.com.ar/ en el encontrarán actividades que nos propone en su grupo de Facebook , si les gusta todo acerca de este tema les dejo directo a su grupo de facebook "ArteScrap" terapia entre amigas https://www.facebook.com/groups/artescrap/ 

Y bueno, antes que todo decir que conosco muy poco acerca del Mixed Media , y he estado interiorizando un poco más del tema... Me gustan las manualidades , pintar , mezclar colores , texturas , etc. Y para que decir , cuando escuche sobre Mixed Media , me dije: "Bueno tengo que averiguar de que se trata y poner en práctica" :) y me ha encantado. Soy novata en esto y si bien no tengo los materiales necesarios que se necesita para ello , siempre trato de reemplazar por lo que esté a mi alcance , en fin... Vamos a lo que nos convoca. :)

                          
 Paso a paso:

1) Reciclé una etiqueta de ropa que ya tenía , este mide  10cm. x 5cm. y lo tenía forrado con papel de color naranjo (para otro proyecto). 

2) Apliqué acuarela color celeste para el fondo , dos capas , así quedó.

3) Pegué flores artificiales , color azul , rosado , lila , respectivamente.
4) El pajarito fue hecho a mano con hojas de colores. Igualmente las mariposas , de color rosado y papel crepé.
5) En la parte de abajo le agregué la palabra "Primavera". Que está hecha con un trocito de cartón de cereal. Lo entinté o pinté con sombras para ojos de color celeste , las orillas están rasgadas , y lo que hice fue escribir la palabra "primavera" con rotulador también de color celeste.

Y bueno , como ven este es el resultado de mi tag. Muy sencillo a mi parecer , y con material que tenía a mi alcance.
Espero que haya sido de su agrado :) Hasta la próxima.




domingo, 20 de abril de 2014

Amor de padre a su hija. ❤

Papi ... ¿Cuánto me amas?

El día que mi hija nació, en verdad no sentí gran alegría. Porque la decepción que sentía parecía, ser mas grande que el gran acontecimiento que representa tener una hija.

                                            ¡Yo quería un varón!

A los dos días de haber nacido, fui a buscar a mis dos mujeres, una lucía pálida y agotada la otra radiante y dormilona.

En pocos meses me dejé cautivar por la sonrisita de mi Carmencita y por la infinita inocencia de su mirada fija y penetrante, fue entonces cuando empecé a amarla con locura.

Su carita, su sonrisita y su mirada no se apartaban ni por un instante de mis pensamientos, todo se lo quería comprar, la miraba en cada niño o niña, hacía planes sobre planes, todo sería mi Carmencita.

Este relato era contado a menudo por Rodolfo, el padrea de Carmencita y yo también sentía gran afecto por la niña que era la razón más grande para vivir de Rodolfo, según decía él mismo.


Una tarde estaba mi familia y la de Rodolfo, haciendo un picnic a la orilla de un río cerca de casa y la niña entabló una conversación con su papá, todos escuchábamos: 

Papi... Cuando cumpla quince años, ¿Cuál será mi regalo?

Pero mi amor, si apenas tienes diez añitos, ¿no te parece que falta mucho para esa fecha?

Bueno papito,... tú siempre dices que el tiempo pasa volando, aunque yo nunca lo he visto por aquí.

La conversación se extendía y todos participamos de ella, al caer el sol regresamos a nuestras casas. Una mañana me encontré con Rodolfo enfrente del colegio donde estudiaba Carmencita, quien ya tenía catorce años. Rodolfo se veía muy contento y la sonrisa no se apartaba de su rostro.

Con gran orgullo me mostraba las calificaciones de Carmencita, eran notas impresionantes, ninguna bajaba de diez puntos y los estímulos que les habían escrito sus profesores eran realmente conmovedores. Felicité al dichoso papá.

Carmencita ocupaba toda la alegría de la casa, en la mente y en el corazón de la familia, especialmente en la de su papá.

Fue un domingo muy temprano cuando nos dirigimos a misa, cuando Camencita tropezó con algo, eso creíamos todos y dio un traspié, su papá la agarró de inmediato para que no callera... Ya instalados en la iglesia, vimos como Carmencita fue cayendo lentamente sobre el banco y casi perdió el conocimiento.

La tomamos en brazos, mientras su papá buscaba un taxi hacia el hospital. Allí permaneció por diez días y fue entonces cuando le informaron que su hija padecía una grave enfermedad que afectaba seriamente su corazón, pero no era algo definitivo, que debía practícarle otras pruebas para llegar a un diagnóstico firme.

Los días iban pasando, Rodolfo renunció a su trabajo para dedicarse al cuidado de Carmencita, su madre quería hacerlo pero decidieron que ella trabajaría, pues sus ingresos eran superiores a los de él.

Una mañana Rodolfo se encontraba al lado de su hija, cuando ella le preguntó:

¿Voy a morir, no es cierto? ¿Te lo dijeron los doctores? 

No mi amor... No vas a morir, Dios que es tan grande, no permitiría que pierda lo que más he amado sobre este mundo, respondió el padre.

¿Van a algún lugar? ¿Pueden ver desde lo alto a su familia? ¿Sabes si pueden volver?
Preguntaba su hija.

Bueno hija... Nadie a regresado de allá a contar algo sobre eso, pero si yo muriera, no te dejaría sola, estando en el más allá buscaría la manera de comunicarme contigo, en última instancia utilizaría el viento para venir a verte.

¿Al viento? ¿Y cómo lo harías?

No tengo la menor idea hijita, solo sé que si algún día muero, sentirás que estoy contigo, cuando un suave viento roce tu cara y una brisa fresca bese tus mejillas.

Ese mismo día por la tarde, llamaron a Rodolfo, el asunto era grave, su hija estaba muriendo. Necesitaban un corazón, pues el de ella no resistiría, sino unos quince o veinte días más.

¡UN CORAZÓN! ¿Dónde hallar un corazón? ¡Un corazón! ¿Dónde Dios mio?

Ese mismo mes, Carmencita cumpliría sus quince años. Y fue el viernes por la tarde cuando consiguieron un donante, una esperanza iluminó los ojos de todos, las cosas iban a cambiar.

El domingo por la tarde ya Carmencita estaba operada, todo salió como los médicos habían planeado. ¡Éxito total!

Sin embargo, Rodolfo todavía no había vuelto por el hospital y Carmencita lo extrañaba muchísimo, su mamá le decía que ya todo estaba muy bien y que su papito sería el que trabajaría para sostener a la familia.

Carmencita permaneció en el hospital por quince días más, los médicos no habían querido dejarla ir hasta que su corazón estuviera firme y fuerte, y así lo hicieron.

Al llegar a casa, todos se sentaron en un enorme sofá y su mamá con los ojos llenos de lágrimas le entregó una carta de su padre.

Carmencita, hijita de mi corazón:
Al momento de leer mi carta, ya debes tener quince años y un corazón fuerte latiendo en tu pecho, esa fue la promesa que me hicieron los médicos que te operaron. No puedes imaginarte ni remotamente cuanto lamento no estar a tu lado en este instante.
Cuando supe que ibas a morir, decidí dar respuesta a una pregunta que me hiciste cuando tenias diez añitos y a la cual no respondí.
Decidí hacerte el regalo más hermoso que nadie jamás haría por mi hija... Te regalo mi vida entera sin condición alguna, para que hagas con ella lo que quieras.

¡¡Vive hija!! ¡¡Te amo con todo mi corazón!!

Carmencita lloró todo el día y toda la noche; al día siguiente fue al cementerio y se sentó sobre la tumba de su papá; lloró como nadie lo ha hecho y susurró:

Papi,... Ahora puedo comprender cuanto me amabas, yo también te amaba y aunque nunca te lo dije, ahora comprendo la importancia de decir TE AMO y te pediría perdón por haber guardado silencio tantas veces.

En ese instante las copas de los arboles se mecieron suavemente, cayeron algunas hojas y florecillas, y una suave brisa rozó las mejillas de Carmencita, alzó la mirada al cielo, intentó secar las lágrimas de su rostro, se levantó y emprendió regreso a su hogar.

domingo, 13 de abril de 2014

Aprende a valorar lo que tienes

Nos representa el valor de ser amado,
ya que no es simplemente encontrar
a la persona perfecta, sino creer en
la perfección de una persona imperfecto.
Esto se debe a que con el tiempo podemos 
conocer a profundidad esa persona y
puede llegar a ser mejor de lo que
era antes como pareja.


Te gusta mi blog ?

Insignia identificativa de Facebook